Seguir una dieta mediterránea u patrón similar de dieta saludable, que consta de frutas, verduras, legumbres y frutos secos y baja en carnes procesadas, se asocia con la prevención de la depresión, según un estudio publicado en la revista de acceso abierto BMC Medicine. Un amplio estudio de 15,093 personas sugiere la depresión podría estar relacionado con un déficit de nutrientes.

Para el que quiera indagar más, el estudio es parte de un programa de la Universidad de Navarra, el proyecto SUN:

Almudena Sánchez-Villegas, Patricia Henríquez-Sánchez, Miguel Ruiz-Canela, Francisca Lahortiga, Patricio Molero, Estefanía Toledo, Miguel A. Martínez-González. A longitudinal analysis of diet quality scores and the risk of incident depression in the SUN ProjectBMC Medicine, 2015; 13 (1) DOI: 10.1186/s12916-015-0428-y